LOS LINKS DE DESCARGA ESTÁN PROHIBIDOS, EVÍTANOS BANEARTE O SUSPENDERTE POR PONERLOS. LEE ATENTAMENTE NUESTROS REGLAMENTOS, LA ADMINISTRACIÓN SE RESERVA EL DERECHO DE BANNEAR Y BORRAR TODO LO INCONVENIENTE O QUE CONSIDERE, AFECTE A ÉSTE FORO. FIRMAS DE TAMAÑO ADECUADO (MENOS DE MEDIA PÁGINA) SLIDES PEQUEÑOS POR FAVOR QUE ALENTAN LA PÁGINA Y LA TIRAN DURANTE LA GF.

No estás conectado. Conéctate o registrate

 » El Ciber Hogar de Pony » Guerra Florida 2017 » El Lado Rosa Oscuro » <<<Cosa Nostra>>> TerryFic ~Así lo Quiso el Destino~ Capítulo 6

<<<Cosa Nostra>>> TerryFic ~Así lo Quiso el Destino~ Capítulo 6

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

Lady Supernova

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony



CAPÍTULO 6



Chicago, Illinois, abril de 1924


Candy, despertó sintiéndose tremendamente dichosa...

¿Y cómo no iba sentirse de tal forma? Si había pasado toda la noche junto al hombre al que amaba.

Estaba más que feliz por tenerlo a su lado. Dormir en la misma cama, era algo que no habían planeado, sin embargo, ella aceptaba que se sentía muy bien, despertar y sentirse prisionera entre los posesivos brazos de Terry.

A pesar del placer que le provocaba, el sentirse arropada por su prometido, Candy no olvidaba que estaban en "peligro" de ser descubiertos. Así que con cuidado, se deshizo de su abrazo y salió de la cama.

Terry sintió de inmediato su ausencia y entonces despertó también...

—No tardan en levantarse, así que será mejor que te vayas a tu cuarto —le dijo Candy, mientras lo observaba.

El joven negó con la cabeza y después se puso de rodillas sobre el colchón, para alcanzar a Candy y obligarla a regresar a la cama.

—Son las seis de la mañana, nadie vendrá tocar a esta hora.

—Ayer dijiste, que me llevarías a mi hogar, así que será mejor que cumplas tu promesa y te levantes ya.

—Por supuesto que la cumpliré, pero quédate un rato más a mi lado... ¡Por dios Pecosa! Casi es de madrugada... —recriminó el actor—. Vuelve aquí y recuéstate, por favor.

Candy comprendió que no tenían por qué salir tan temprano y entonces regresó a la cama.

—Lo siento... Mi reloj biológico cambió mientras estuve en prisión.

Terry no estaba muy seguro de querer enterarse sobre eso, pero aún así, le preguntó:

—Ellos ¿Te despertaban a esta hora?

—Sí, la campana sonaba a las seis y para entonces,  todas debíamos estar levantadas, pues los guardias pasaban a tomar lista cinco minutos después.

Terry rodeó a Candy con sus brazos y apretó su cuerpo con fuerza.

—De hoy en adelante, podrás levantarte a la hora que desees... Volverás a ser la Candy dormilona, a quien todos conocemos.

El castaño actor, posó un beso sobre la frente de la muchacha y a continuación, le arropó de nuevo con las cobijas.

Candy aún se sentía sorprendida de todos los matices que poseía Terry Grandchester, esa mañana estaba siendo cariñoso y tierno, pero la noche anterior, se había comportado como nunca antes lo hizo... De solo recordar la formas en las que le dio placer y todas las palabras que le susurró al oído, ella sentía que su interior estallaba de nuevo.

Sus labios, sus manos, sus ojos... La volvieron completamente loca.

—Le he dado cuerda al despertador —dijo él,  sacándola de sus pecaminosos pensamientos—. Podremos dormir un par de horas más.

—Oh Terry... No creo que pueda dormir...

—Claro que puedes, o al menos lo intentarás, no rezongue, Señorita Andley y obedezca.

Tierno, apasionado y controlador

Pensó Candy, esbozando una sonrisa.

—Está bien...  Lo intentaré... —respondió ella, encontrándose con los ojos de Terry. La luz del exterior se filtraba por la ventana y eso hacía que pudiera disfrutar de la bella mirada azul del muchacho.

—Eres una mentirosa...

— ¿Por qué dices eso?

—Porque te conozco y sé que no lo harás...

Ella mostró aquella sonrisa traviesa que le caracterizaba y él, sin poder contenerse se acercó a su boca, para plantarle un beso.

—Te amo... —susurró ella, permitiendo que una de sus manos, se deslizara por el rostro del muchacho—. Y te extrañé mucho...

Él sonrió emocionado y luego volvió a besarla.

—Yo también te amo preciosa, y te extrañé demasiado. —dijo apretándola contra él—. Por eso, dame gusto, descansa un rato más y déjame tenerte así conmigo, mi amor...

Candy ya no se hizo del rogar, cerró los ojos y disfrutó de la deliciosa sensación que le provocaba el íntimo abrazo de Terry.

Al final, ambos se quedaron dormidos,  ignorando que su felicidad, se vería alterada en cuanto despertaran y se encontraran con una desagradable noticia.




*~*~*~*~*




—Ya sabíamos que esto, podía pasar...  —expresó Albert, mientras George afirmaba con su cabeza y Archie le lanzaba una asustada mirada—. Este es el modo en el que los delincuentes operan...  Les gusta aterrorizar a las personas.

— ¿Qué es lo que vamos hacer?  —cuestionó Archie,  evidentemente contrariado—. ¿Qué pasa si vienen aquí, a buscar a Elisa?

—No lo harán...  Ellos no saben que Elisa está aquí,  ni tampoco imaginan que soy yo él que protege a Neal —Albert respiró hondo y con seguridad le dijo—. Neal y yo, acordamos no tener ningún tipo de vinculo, precisamente por el temor que tenía, de que los Anderssom se comportaran de esta forma.

El teléfono sonó en ese momento y George de inmediato tomó la llamada.  Mientras él escuchaba la voz detrás de la línea,  Albert continuaba hablando con su sobrino, diciéndole que no debía de preocuparse más.

En cuánto George, colgó el teléfono y les observó con seriedad, tanto Albert como Archie, no dudaron en preguntarle que sucedía, a lo que el asistente  respondió:

—La casa se la Señorita Candy y el joven Terrence...

— ¿Qué pasó con la casa?  —preguntó Albert,  sintiendo temor por la respuesta que George les daría.

—También la han incendiado...  Los bomberos acudieron al lugar, pero al parecer nada pudo salvarse.

— ¡Hijos de puta!  —exclamó Archie con enojo, golpeando el escritorio, con el puño de su mano—. ¿Qué sigue ahora?  ¿Esperar a que vengan aquí y quemen la mansión?  ¡Es obvio que ellos no se tragaron el cuento, de que estamos alejados de Neal!  Tarde o temprano descubrirán que Elisa está con nosotros.

—Archie, no ganaremos nada, si nos ponemos histéricos,  así que te recomiendo que te tranquilices —Albert observó a George y agregó—. Alerta a los miembros de la seguridad,  pídeles que estén atentos y que reporten cualquier anomalía... Y también pon en alerta a Sarah,  Neal me dijo que ella estaba sola en Lakewood.

—Sí... Lo haré enseguida... —expresó George, tomando el camino hacia la puerta, para salir del estudio.

—Archie, sé que estás preocupado... ¡Yo también lo estoy!  Pero tenemos que ser más inteligentes que ellos... Y no caer en la histeria.

— ¿Y?  ¿Qué haremos? No podemos quedarnos de brazos cruzados, están nuestras esposas,  nuestros hijos ¡Y Candy! No podemos permitir que le amenacen de esa forma.

—Tienes razón y como jefe del clan, tomaré todas las providencias que sean necesarias...

— ¿Cuáles serán esas providencias?

—Siéntate y las conocerás... Anda, hazme ese favor —pidió Albert, calmando a su ansioso sobrino.




*~*~*~*~*




Candy y Terry habían despertado con la alarma del despertador. Él se había marchado de la habitación tan sigiloso, como había entrado y ella, había permanecido allí, para arreglarse y preparar lo que llevaría al hogar.

Después de media hora, ambos se encontraron en las escaleras, y tomados de la mano, bajaron los escalones y se dirigieron al comedor.

—Buenos días... —les saludó Albert,  en cuanto ingresaron al comedor, ambos jóvenes respondieron el saludo y después tomaron asiento frente a la mesa.

Eleanor, Annie y Siobhan, les miraron con emoción, la noche anterior, habían dejado ver que estaban distanciados, así que a las tres mujeres, les dio gusto verlos contentos y enamorados.

Nadie, sabía de la terrible noticia que Albert y Archie, habían recibido por la mañana. Así que todos desayunaron sin preocupación alguna.

Una vez que el desayuno concluyó,  Albert le pidió a Terry que lo acompañara al estudio,  pues tenía algo importante que debía comunicarle.

Como era de esperarse, la noticia no fue bien recibida por el joven Grandchester. Sumamente molesto pateó una silla y luego se levantó de su asiento.

—Tienes que calmarte...  —le dijo Albert.

—Esos desgraciados están detrás de Candy ¡No puedo calmarme!

—Lo sé, amigo... Pero debemos mantener la cabeza fría... Y no cometer locuras.

— ¿Y? ¿Qué sugieres?

—Mira... No sabemos si lo que hicieron, fue para amenazarnos o lo hicieron para asustarnos... Lo único de lo que tenemos que estar seguros, es que la estupidez de los Andersson no tiene límite, así que me veo en la obligación de pedirte que te lleves a Candy.

— ¿Que me la lleve? —Terry le miró con curiosidad, pues anteriormente, ni Albert, ni Archie, permitieron que él y Candy salieran juntos de Illinois.

—Ustedes saldrán del país... Quiero que hoy mismo se marchen a Nueva York, para que tomen un barco.

Terry no podía pensar con claridad... "Salir del país" "Marcharse hoy mismo" eran frases que no esperaba escuchar.

— ¿Y a dónde iremos? —cuestionó Terry, con temor.

—A Inglaterra... El Mauritania zarpa mañana, a primera hora. George ya se encargó de conseguir un par de boletos.

Sin previo aviso, Candy irrumpió dentro de la oficina de Albert y alterada, comenzó a lanzar reclamos.

—No... ¡Yo no quiero ir a ningún lado! ¡Dios! ¿Por qué no me dijeron que la casa fue incendiada?

Albert negó con su cabeza y conmocionado, aceptó:

—Íbamos a informarte enseguida.

— ¡Debiste hablarme a mí también, y no sólo a Terrence! —exclamó la muchacha—. Escuchen bien ¡Yo no tengo miedo! Voy a quedarme aquí y seguiré con los planes que ya tengo.

—Candice, cariño... Tienes que ser más razonable, no puedes exponerte de esa forma —recomendó Albert, pero Candy siguió, empecinada en continuar tal cual ella deseaba.

Terry no quería meterse entre ellos, pero al ver que Candy se negaba a cualquier recomendación de Albert, decidió hablar:

—Déjame solo con ella —le pidió Terry a su rubio amigo, quién con gusto, salió de la oficina y los dejo a solas. Por primera vez en años, había perdido la paciencia con Candy y eso, le disgustaba de sobremanera.

—Candy... Escucha... Lo que pide Albert, también me ha tomado por sorpresa... —expresó Terry—. Pero comprendo que es algo que tenemos que hacer. No sabemos hasta dónde pueden llegar esos hombres.

—No quiero irme de aquí...

— ¿No entiendes? ¡Incendiaron la casa! ¿Qué más quieren de ti? ¿Matarte?

—No lo sé, pero Terry... ¿Por qué salir huyendo?

—Porque así son las cosas...

—No deseo salir así... No merezco eso.

—Lamento mucho que te sientas de esa forma,  pero no puedo complacerte —Terry se alejó de ella y antes de dejarla a solas advirtió—. Llama a tus madres, por teléfono, explícales la situación y diles que las verás después... Saldremos en el tren de medio día...

— ¿No has escuchando? ¡No quiero ir!

—No me importa lo que quieras, me importa mantenerte a salvo ¡Te llevaré a la fuerza si es preciso! ¿Lo comprendes Candice? ¿O tengo que hacerte un maldito dibujo, para que lo entiendas?

Continuará...

https://www.fanfiction.net/u/2786408/Lady-Supernova

Milser

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Mi vidooooo!!!!! Cuando se pone autoritario... lo amo más!!!!

Gracias bella!!!!

Citlalli Quetzalli

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Oh my!! affraid affraid affraid affraid affraid qué vengan los bomberos

Clint Andrew

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Ay no ahora los Andresson irán por Candy va a quedar la grande

ladylore

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
que malvados lo que le hicieron a su casa
me alegra que terry no de su brazo a torcer... es por tu bien candy

Lady Supernova

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Milser: ¿Verdad que sí? ¡Así nos gusta!

Citlalli: Jajaja, ¡Llegaron, pero pues no pudieron hacer mucho

Clint Andrew: ¡Gente muy loca! Pero, los Andley son más poderosos

Lady Lore: A Terry, siempre hay que hacerle caso Lady.

¡Gracias a todas por leer!


https://www.fanfiction.net/u/2786408/Lady-Supernova

igzell

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Es que la tipa es MENZA con mayuscula.Es que no entiende lo que esta sucediendo o losplaceres que terry la hizo conocer la dejo mas hueca de lo normal? Tiene que ser,por que DIABLO

http://larojamelenaquesellevoelviento.blogspot.com/

cilenita79

avatar
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Y aquí esta!!! Así como suelo decirle a la jefa que tiene capturada la esencia de Terry, tú tienes la de esta meeeennnnnzzzzzaaaaa por Armani que exasperante

Contenido patrocinado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.