LOS LINKS DE DESCARGA ESTÁN PROHIBIDOS, EVÍTANOS BANEARTE O SUSPENDERTE POR PONERLOS. LEE ATENTAMENTE NUESTROS REGLAMENTOS, LA ADMINISTRACIÓN SE RESERVA EL DERECHO DE BANNEAR Y BORRAR TODO LO INCONVENIENTE O QUE CONSIDERE, AFECTE A ÉSTE FORO. FIRMAS DE TAMAÑO ADECUADO (MENOS DE MEDIA PÁGINA) SLIDES PEQUEÑOS POR FAVOR QUE ALENTAN LA PÁGINA Y LA TIRAN DURANTE LA GF.

No estás conectado. Conéctate o registrate

 » El Ciber Hogar de Pony » GUERRA FLORIDA 2016 » "Frente a frente una vez más" capítulo FINAL by Estrella. Terry-minific. Y con ello, adiós Guerra Florida 2016

"Frente a frente una vez más" capítulo FINAL by Estrella. Terry-minific. Y con ello, adiós Guerra Florida 2016

Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
El nombre de algunos personajes corresponden a sus debidos autores. Yo lo soy de la idea que leerán a continuación.


. . .

Frente a frente una vez más
Capítulo 10

. . .


Debido a los nervios, en su habitación y todavía en su vestido de gala, Candy nunca pudo ni dejaba de estar en paz. Por horas estuvo practicando lo que iba a decir y de frente a Tiberius. Además, estaba esa bendita fotografía que le tomaron junto a Terry; y de sólo pensar en lo que dirían futuramente las notas periodísticas de ella, de ellos, lo ensayado se le olvidaba y…

De tanto tronarse los dedos de las manos, éstas, en un último apretón, le dolieron. Los pies igual, por seguir en ellos sus lindas zapatillas, las cuales iban acorde a su vestimenta que finalmente decidieron quitar. Actividad que la distraería por segundos, porque llegados los siguientes su angustia sería peor al no aparecer Tiberius, si no Paul con la claridad del día.


. . . . .


Habiéndosele dicho llevar el reporte hasta su habitación, porque nadie le respondiera, se dirigieron a la prometida del fundador Lenard, que desde una puerta…

– ¿Dice… que no está?

– A no ser que siga durmiendo, pero…

– ¿Qué? – Candy se mortificó.

– Yo lo vi salir y partir a lado del señor Grandchester

– ¿Q-quién… dijo? – su voz había temblado, aunque toda ella ya lo hacía; y mayormente al revelársele…

– Al estar aquí hospedado, pues…

– ¿A-aquí?

– Sí.

– ¿Y-y cree…?

– ¿Que pudieran seguir juntos?

– ¡No, por favor! – gritó el interior de la rubia; y debido al temor que se le reflejó en la mirada…

– Candy, ¿pasa algo?

– No, no –; se evadió la consternación; y la que en ella vivía la hizo ordenar: – Paul, ¿por qué no baja a la recepción? Quizá ahí…

– Pudiera haber algún recado, ¿verdad?

– O… saber el paradero de… el señor Grandchester

– Lo más probable. Este mismo día iba a dejar la ciudad y… – con mayor razón, se le diría:

– Entonces, vaya a informarse y vuelva para decirme, por favor

– Claro – dijo el mensajero.

Y mirándolo partir, ella aprovechó para adivinar un número de habitación. Sin embargo, por haberlo hecho, asustada, la rubia ingresó a su pieza y cerró para volver a la histeria y cuestionándose ahora:

– ¿Se atrevería a hablar con él? ¿acaso… se confrontaron y por eso no llega? ¡No, no, no! – la rubia negaba también con la cabeza. – Hace tiempo lo conozco agresivo, pero… Terry, ¿qué has hecho? ¿dónde está Tiberius? – porque el actor por un pasillo se veía ir en dirección a…

– ¿Señor Grandchester?

– Señor Darlington

– Qué bueno que lo alcanzo –. Terry asintió con la cabeza y respondería a los buenos días de su interlocutor.

– Buenos días.

– Tal parece que viene llegando – su vestimenta era otra pero…

– Así es

– ¿Puedo preguntarle… de dónde?

– Puede – dijo un bromista; en cambio a quien tenía un serio semblante le diría: – fui a atender un asunto.

– Y… ¿lo ha atendido bien?

– ¡Perfecto! – exclamó el interrogado que interrogaría: – ¿pasa algo?

– Sí. Tiberius no está; y según sé… después del evento los dos venían acompañándose

– En efecto

– ¿Sabe… dónde está ahora?

– Me imagino que… con su prometida. Habíamos quedado de desayunar juntos y…

– No está en el hotel ni con ella

– ¿No? – se indagó.

– No –; y porque un rostro se desmejoraba: – ¿qué sucedió cuando llegaron aquí?

– Bueno… – Terry no estaba acostumbrado a dar cuenta de sus actos, empero… – él y yo atendimos un asunto muy personal y… después cada uno se condujo a su habitación.

– ¿Y fue todo?

– Todo. Ahora si me disculpa…

– Me gustaría que viniera a donde la señorita Candy. Ha estado muy nerviosa y…

– Está bien – aceptó el actor y también el paso hacia el reservado de la rubia curiosamente ubicado no muy lejos donde se hallaba el de él que arribado a una entrada, fue la mano de Paul quien los anunciaba.

Inmediatamente atendido el llamado, la mirada de White se posó en la de Grandchester que saludaría con…

– Buenos días

– Buenos días – respondió ella volviendo raudamente sus ojos a Darlington para inquirirle: – ¿ya supo algo?

– Únicamente lo que me ha dicho el señor Grandchester – que en todo ese breve tiempo la miraba a ella; opción que no le quedó sino de mirarlo también y... preguntarle:

– ¿Sabe… de… Tiberius?

– Solamente lo que acabo de decir –; información que no volvería a repetir. Entonces y debido a su conocida y rebelde actitud…

– ¿Paul? – sonó una vez más la nerviosa voz de Candy, – vaya y averigüe lo más que pueda. Yo… hablaré con el señor Grandchester

No muy convencido, el mensajero respondería:

– Está bien, señorita Andrew –; fémina que detrás de ella cerraría la puerta para cuestionar en cuanto la persona de Paul se perdiera por el pasillo:

– ¡¿De qué demonios hablaron?!

El enojo de ella, a él pareció no importarle ya que…

– Oye, me estoy muriendo de hambre, ¿por qué no bajamos al comedor y allá platicamos?

– No iré contigo a ninguna parte si al menos me respondes… ¿qué le dijiste? – la súplica empleada en las últimas tres palabras consiguió que Terry indagara:

– ¿Te importa?

– ¡Por supuesto! – ella exclamó altamente. – Además… fui clara al decirte que yo hablaría con él.

– Yo no lo hubiese hecho de no haber sido por… una – las contaría – tu fingido no conocerme y dos… si a tu querida prima Eliza no se le hubiera ocurrido decirle que ella y yo fuimos compañeros de colegio. Lo que llevó, te había advertido que tu novio es muy inteligente, que terminara deduciendo que tú y yo también.

– Y…

– Escucha, Candy

– No, tú hazlo porque no voy a perdonarte si algo malo le sucede.

– ¿Lo estás diciendo en serio?

– Terry… por favor…

– Bien. Entonces, sólo me queda por decirte que salgo a las dos de la tarde y espero que vengas conmigo.

– ¡No puedes condicionarme así!

– Tienes razón. Pero aquí… la decisión es únicamente tuya, Candy. Tiberius…

– ¿Señorita Candy Andrew?

Tanto ella como él se giraron a mirar a un joven empleado del hotel.

– Sí.

– Llegó esta nota para usted

Miedosa, Candy miró a Terry; y éste la instó a recibirla. Aunque…

– Señor Grandchester, esto es para usted – un similar sobre blanco que ya había en la mano de la rubia; lo que provocó una cuestión…

– ¿Qué es?

– Una respuesta

– ¿De quién o de qué?

A su impaciencia, el actor la miraría; y le sonreiría diciéndole disimuladamente…

– Salí temprano para resolver un pequeño percance que tuve con un par de reporteros la anoche anterior. Y al parecer… ha habido éxito.

– Ah – exclamó ella y respiró tranquila debido a la confiada sonrisa que le dedicaban. Consiguientemente se dispuso a atender su misiva. Terry haría lo mismo, no sin antes haber compensado las dos entregas. Aunque la nota de él simplemente decía:

Hágala feliz.

En cambio la de Candy…

Mi querida rubia enfermera:

Por favor, no te extrañe mi ausencia ni tampoco la decisión que he tomado.

Hace algunas horas fui atento a una historia que se me contó. Sin lugar a dudas, aunque frustrada, una hermosa historia de amor. Una como la que yo hubiera deseado para ti y para mí porque te amo, y no sólo porque compartimos nuestros actos humanitarios o la medicina sino… por la mujer tan especial que eres. Sin embargo, he comprendido que no estás destinada para mí. Que en un ayer tu corazón se llenó de otro y por crueles circunstancias tuviste que renunciar.

No niego que tú pudieses haberme llegado a amar. Lo que sí y te pregunto ¿es acaso con la misma intensidad? Tu sencilla respuesta te dará la libertad o a mí la felicidad. Esa que alguien ha venido a reclamar y que por lo visto en sus ojos, está dispuesto a conseguir o en su caso… a no luchar más.

Lo segundo sería benéfico para mí. No obstante… no, no tiene caso ilusionarse porque tú anoche, lo dijiste todo. Te importa. Lo sigues amando, y para que hoy los dos sigan haciéndolo… te devuelvo tu promesa. Te devuelvo tu palabra. Te devuelvo al hombre que te hará feliz por el resto de su vida. Hazlo, Candy. Vive, disfruta; y no te preocupes por mí. Soy también un hombre. Soy fuerte. Soy tu amigo.

Firma… el doctor Lenard

Obviamente, Terry la hubo mirado en su lectura; y debido a las lágrimas que la vio derramar…

– No cabe duda de que es un buen hombre –. A lo dicho por él, ella asintió. – Bueno… – el actor resopló; y posteriormente… – parto a las dos –. Ella volvió a asentir; y Terry quiso saber: – ¿Vendrás?


. . .

¿Qué dice la audiencia? Porque la inventora de esta pequeña trama: ¡que no las hará sufrir! ya que el Terry Grandchester de Mizuki merece ser feliz; así que…  ladies, amigas, muchísimas gracias por su amable atención y su bello apoyo. Con esto me despido de esta Guerra Florida 2016.

ladylore

ladylore
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
que???? así????
ese final???...
o por dios que historia la tuya... me encantó..
estoy segura que candy es libre de decir que sí. me encantó tu participación querida.

Amanecer Grandchester


Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Muy buena eleccion del doctor darle su libertad para amar con cuerpo, mente alma y corazon a Terry y ser felices por siempre.

Milser

Milser
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Nooooooo!!!!! Que le diga que nooooo!!!!! Y yo me voy con él!!!!!! Ya tengo las maletas listas!!!!! jajajajajaja

Ahora, hablando en serio, amiga, por regalarnos tanto talento!!!! Sabes lo mucho que te .

Así que, hasta la próxima aventura, donde seré feliz de poder seguirte!!!!

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
LadyLore, mil gracias por todo tu acompañamiento. Sí haré un poquito más pero... lo compartiré en otro foro debido a tiempos. Ya si en el transcurso del días hay cambios bueno, no dudes lo traeré con especial dedicación
Mis bellas Dawn and Milser, ladies adoradas, sabes que las quiero y que sin ustedes nada ha sido lo mismo. Muchas gracias por su apoyo. Besos y nos seguimos leyendo

dulce lu

dulce lu
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
AHHHHHHH   BIEN POR EL DOCTOR QU SE RETIRO DIGNO,JIJIJ,NI ODO ,NADIE PUEDE COMPETIR CON TERRY,NADIE,JIJIJ,AYYYY LA PECAS SE VA A N.Y.EN EL TREN DE LAS DOS,QUE ENVIDIA,JIJIJIJ.AHHHHH QUE EMOCION,YO AMO LAS HISTORIAS DE CONTINUACION,LAS AMO,ADORO ESTOS FINALES TANNN LINDOS ,AY MI TERRY FELIZ AHHHHH GRACIAS BELLA.ES SENSACIONAL.
GRANDIOSA 

dulce lu

dulce lu
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
AMIGA ,HABRA EPILOGO?DI QUE SI ,PORFA,YO AMO LOS EPILOGOS,LA BODA ,LA NOCHE DE BODAS,LOS HIJOS AHHHHHHH JIJIJIJIJ.
GRACIAS ,AMIGA BELLA,ERES LA MEJOR.TQM.

dulce lu

dulce lu
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony

Milser

Milser
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony

clauseri

clauseri
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Estrellita, entiendo lo de los tiempos... pero de que tu historia da para más, da para más!!!!

Estaré al pendiente de la continuación donde sea que la coloques...

Por lo pronto, mil gracias!!!!

Weiss

Weiss
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony

Con razón me caía tan bien...
Ay, casi lloro yo también con su carta...

Sí, creo que sí voy a llorar...bbuuaaaaa,
Sniff será que se acaba abril también.

Querida Citlalli, lo logré, logré nivelarme con "Frente a frente"
Muchísimas gracias por venir, compartir y seguir siendo parte de este evento.

Las despedidas tienen un algo que sería mejor no sentir,
pero bueno, así son, y como tales se dan.

Un enorme abrazo, gracias por todo.

Hasta siempre

ChicaZafiro


Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
  Sí!!!  Voy contigo!!!  Ah no verdad?  De nuevo me proyecte! 
Gracias Lady!  Me encantó la historia! study

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
En efecto, un adiós conlleva tanto que... un hasta pronto sería lo más correcto. Mis queridas Dulce Lu, Clauseri, ChicaZafiro Weiss de mi corazón, venir aquí y volverte a encontrar ha sido lo mejor.

Ladies, amigas, niñas, sinceramente... muchísimas gracias

cyndberruti

cyndberruti
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Estoy leyendo el primer cap complementi

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
CyndBerruti, Un placer intercambiar letras contigo, primera vez

cyndberruti

cyndberruti
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Ciao bellísima.Amo questa storia. Sono stato tutta la mia stima e sono tuo fan. He leido todas tus historias soy tu fan me encantan. En el futuro si m lo permites m encantaría narrar alguna. Felicidades.

cyndberruti

cyndberruti
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Pido epílogo plis plis

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Wow!! Hermoso complemento de tu parte, el tuyo, CyndBerruti.

dulce lu

dulce lu
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony

Sleepless TGGrandchester

Sleepless TGGrandchester
Rosa Morada
Rosa Morada
continua

Citlalli Quetzalli

Citlalli Quetzalli
Niño/a del Hogar de Pony
Niño/a del Hogar de Pony
Gracias, lindas. Y si hay oportunidad, nos leemos hasta la próxima.

Contenido patrocinado


Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.